Comparte nuestro contenido

Aracely Leuquén Uribe

Ex Diputada Aysén

Y seguimos con la Convención… Es así como hace algunos días la Comisión de Sistema Político aprobó la primera norma vinculada al regimen presidencial. La iniciativa presentada por Chile Digno indica que el Poder Ejecutivo estará encabezado por una dupla paritaria, compuesta por el Presidente de la República y el Vicepresidente, quienes serán elegidos por voto popular. La interrogante es cual es la diferencia entre la figura del actual Jefe de Estado y el Ministro del Interior? Se argumenta que el Vicepresidente tendrá diversas funciones, entre ellas, asumir la conducción del Ejecutivo en caso de cesación en el cargo del Presidente, suplir las faltas temporales del Mandatario y coordinar el gabinete de MinistrosFuera de lo primero,no vemos diferencias sustanciales actualmente con el rol de las altas autoridades del Estado.

Cuál es el sentido social de agrandar la papeleta en un nuevo comicio electoral? Ambas autoridades elegidas por la ciudadanía tendrán un elevado costo por su representatividad ciudadana. Que consenso político existirá entre dos autoridades que dirijan el país con la crisis política y de confianza que afecta actualmente la política y las instituciones?.

Ejercer facultades administrativas de Gobierno; concurrir a las sesiones del Congreso y participar en sus debates, pero no votar; representar al Presidente en actividades nacionales e internacionales; nombrar y remover Subsecretarios y otros funcionarios; además de ejercer funciones y atribuciones que le delegue el Presidente en el ámbito de su competencia. Leyendo el escrito de la votación resultan al menos confusas ambas figuras políticas, su rol y atribución en el sistema que nos rige.

La Convención ha  planteado con fuerza la autonomía y desburocratización, sin embargo aprueban que el Presidente de la República podrá “solicitar autorización al Congreso de Diputadas y Diputados para dictar decretos con fuerza de ley durante un plazo no superior a un año sobre materias que correspondan al dominio de la ley”. Acciones incongruentes al menos.

Entendemos que un proyecto presidencial colectivo es difícil de implementar en un periodo tan breve, pero habría sido mejor transparentar las intenciones políticas y aprobar una propuesta con extensión del periodo presidencial. Lamentablemente, no sucedió.

Sigue sin convencer a muchos la redacción de una nueva Carta Magna para Chile que no tiene certezas sociales ni económicas en un país que busca estabilidad en todos los ámbitos de convivencia, fortalecer su democracia y su libertad.-


Comparte nuestro contenido