Comparte nuestro contenido

El legislador le planteó esta necesidad al Presidente electo Gabriel Boric, luego que el actual Ministro de Hacienda, Rodrigo Cerda, señalara que hasta en $250 por litro podrían subir los combustibles debido al conflicto bélico entre Rusia y Ucrania.

Coyhaique.- Consciente del alto precio que se paga por el litro de bencina en la región de Aysén y ad portas de una posible nueva alza en los precios por la guerra entre Rusia y Ucrania, el diputado Miguel Ángel Calisto insistió con la necesidad de eliminar el impuesto específico a los combustibles en las zonas extremas, por lo que hizo un llamado al futuro presidente, Gabriel Boric, a que considere esta opción.

Según el legislador, “estamos muy preocupados por la información que ha circulado por parte del Gobierno respecto a la nueva alza en el precio de los combustibles, a propósito de la guerra que hoy se está desatando entre Rusia y Ucrania, y que aumentaría el valor en $250”.

“En la región de Aysén vale al menos $1100 el litro. Si le sumamos la nueva alza, el daño a las ayseninas, ayseninos, y en general quienes viven en Zonas Extremas, será tremendo. Estamos pidiendo que se elimine el impuesto específico en las Zonas Extremas, considerando que prácticamente el 50% de lo que pagamos por un litro de bencina es impuesto”, indicó.

Calisto agregó que “creemos que se tiene que abordar el tema con un tratamiento especial para quienes viven más distantes del centro del país. Hemos insistido con este Gobierno, pero también con las nuevas autoridades del futuro Gobierno. Personalmente hablé con el Presidente electo, Gabriel Boric, respecto de la necesidad de eliminar este impuesto específico. Él se comprometió a buscar una herramienta, un mecanismo para atender esta problemática que nos afecta a aquellos que vivimos en zonas extremas”.

“El año pasado, frente a la situación de pandemia, presentamos varios proyectos relacionados a este tema, el primero para disminuir en un 50% el impuesto específico, el que fue rechazado en la comisión de Hacienda. Después presentamos uno que eliminaba este gravamen en todo Chile, rechazado también. El tercero buscaba eliminar el impuesto específico en las zonas extremas, el que también se rechazó, incluso con el voto del Presidente Boric cuando ejercía como diputado”, indicó.

Finalmente, Miguel Ángel Calisto señaló que “todos los diputados de la región tenemos una posición clara frente a esto. Si la gente de Santiago quiere promocionar el uso de la bicicleta, muy bien por ellos, fantástico, pero la gente de las ciudades grandes no entiende la realidad de los territorios. El precio del combustible es insostenible, por lo que vamos a insistir de manera fuerte para eliminar este gravamen. No podemos seguir siendo castigados quienes estamos haciendo patria en las zonas extremas”.    


Comparte nuestro contenido