Comparte nuestro contenido

Tras la emergencia, la Oficina de integración Comunitaria de la 1ra. Comisaría de esta ciudad impulsó una acción solidaria, la cual fue ampliamente valorada por los residentes.  

“Fue muy grato el sentir el cariño de la gente”, expresó la afectada.

   La pérdida total de un inmueble de material ligero, a raíz de un lamentable incendio que dejó a una familia damnificada en la ciudad de Coyhaique, motivó una acción solidaria por parte de Carabineros de la 1ra. Comisaría de esta ciudad, iniciativa a la cual se sumaron trabajadores del supermercado HiperPatagónico y la propia comunidad.

   El Sargento 2do. Diego Vargas Cortés, delegado del cuadrante N°3 de la Oficina de Integración Comunitaria de dotación de la 1ra. Comisaría de Coyhaique, indicó que tras conocer de la emergencia estructural registrada el 10 de marzo, el personal del MICC se trasladó hasta el domicilio ubicado en Av. Tucapel Jiménez con Vicente Barahona en la población Clotario Blest de esta comuna, con la finalidad de visitar a la dueña de casa y su familia para levantar su problemática.

   “Logramos canalizar diversas ayudas con la comunidad y algunas otras instituciones como el supermercado HiperPatagónico. Les comentamos acerca de lo que había sufrido esta familia donde perdieron prácticamente todos sus enseres, ropa y dinero en efectivo que estaba destinado para los estudios de dos de sus hijas que se van a la ciudad de Valdivia”, expresó el Sargento 2do. Vargas.

Colaboración

   El Delegado de Cuadrante N°3 de Carabineros agradeció el gesto solidario y ayuda brindada por la comunidad que hizo aportes a la cuenta bancaria de la afectada, así como al personal institucional que realizó aportes consistentes en canastas familiares y ropa de abrigo para ir en ayuda de la familia damnificada a través de esta cruzada solidaria que igualmente se dio a conocer a través de la radio y televisión.

   Por su parte Rodrigo Canales, Gerente del supermercado HiperPatagónico -en representación de los trabajadores de la empresa- hizo entrega de un aporte económico y mercadería con la finalidad de contribuir a enfrentar este complejo momento.

   “La idea es poder estar en contacto más adelante para ver qué otros aportes podemos hacer. Nos sentimos felices en poder ayudar en algo, sabemos que nuestra ayuda no es una solución definitiva a los problemas de nuestra vecina, pero quisimos estar presentes”, expresó.

Afecto y solidaridad

   Oristia Lemus Ojeda, afectada por la emergencia, agradeció las muestras de solidaridad por parte de vecinos y la comunidad organizada, quienes acudieron en socorro una vez desatado el incendio que destruyó su vivienda, generando cuantiosas pérdidas.

   “Yo estaba juntando un dinero para el arriendo de mis hijas que se van a Valdivia, una de ellas a la universidad. Como tenía mi teléfono malo para hacer transferencias, fui al banco y saqué 700 mil pesos, los tenía en un bolso y se me quemó todo, salí por entre las llamas, ni siquiera alcancé a salir con zapatos”, lamentó.

   Asimismo la afectada agradeció las muestras de apoyo y solidaridad por parte de Carabineros y la comunidad, para enfrentar este difícil momento y salir adelante. 

   “Las primeras palabras de aliento del funcionario de carabineros fueron fundamentales, me hicieron reaccionar, yo estaba muy mal y comencé a asimilar que hubiese sido peor (…) porque a una le cuesta todo tanto trabajo. Carabineros fue fundamental en ese momento, especialmente el Sargento Vargas y, sus palabras fueron de aliento para mí al igual que las de mis vecinos. Fue muy grato sentir el cariño de la gente”, expresó.  

   Producto del fuego, la afectada –quien se encontraba junto a una de sus hijas al momento de la emergencia- perdió igualmente su documentación y equipos informáticos destinados para los estudios superiores de ambas jóvenes, indicando que en familia reunirán las fuerzas necesarias para salir nuevamente adelante.


Comparte nuestro contenido